Madrid, jugar con tu baraja es obligado,

Aunque esta vez he traído cartas nuevas:

Un caballo tu suelo ha cabalgado

Y ha quedado maravillado de estas tierras.

 

Madrid, acoges como propio al visitante

y este se siente pronto madrileño.

Histórica y moderna y elegante,

parques y fuentes se esparcen por tu cuerpo.

 

Madrid, vital y ajetreada, caprichosa;

Madrid, céntrica y chula, heterogénea;

capital sencilla y majestuosa.

Madrid, Madrid, Madrid…

A %d blogueros les gusta esto:

Isabel Sánchez H.

"Cazadora de un resplandor etéreo. Vuela."